martes, 31 de enero de 2017

Presenta Presidente del Senado controversia constitucional ante la Suprema Corte contra los lineamientos del IFT


  • Presentó la controversia con pleno respeto a la autonomía del IFT y a sus integrantes.
  • Argumentó que acudió ante la instancia judicial con el consenso de los grupos parlamentarios del PRI, PAN y PRD.
El presidente de la Mesa Directiva, Pablo Escudero Morales, presentó hoy, a nombre del Senado de la República, una controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), en contra de los Lineamientos Generales sobre la Defensa de las Audiencias, del Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT).

El senador Escudero Morales acudió ante la instancia judicial con el consenso de los grupos parlamentarios del PRI, PAN y PRD. Y, además recogiendo algunas opiniones de gobernadores, presidentes municipales, diputados, académicos, empresarios y personas que se dedican a la comunicación.

El texto entregado advierte que son inconstitucionales los Lineamientos Generales Sobre la Defensa de las Audiencias, publicados el 21 de diciembre de 2016 en el Diario Oficial de la Federación, al invadir la esfera de competencias del Congreso de la Unión, para normar los derechos de las audiencias.

Ello, en virtud de que vulnera los principios pro persona y de interdependencia, indivisibilidad y de progresividad de los derechos humanos.

Además, de que contravienen e invaden la competencia electoral, establecida en el artículo 41 constitucional a favor del Congreso de la Unión, al no distinguir la publicidad comercial de la publicidad de partidos políticos y autoridades electorales.

Al insistir que presenta esta controversia con absoluto respeto a la autonomía del IFT, a su actuación y a sus comisionados. “Cuando los poderes, las instituciones, sean las que sean, tienen diferendos jurídicos lo que conviene es acudir a otras instituciones. El día de hoy corresponde a la Suprema Corte de Justicia de la Nación para que pueda discernir estas diferentes visiones de ver el propio derecho, o en este caso los lineamientos”, expresó el legislador.

Comunicado: Obispado de Vic lamenta declaraciones contra la Virgen María

El Obispo de Vic (España), Mons. Romá Casanova i Casanova, lamentó la “confusión” que causaron los dichos de la religiosa dominica Lucía Caram, que negó la virginidad de Santa María en un programa televisivo el último fin de semana.

El Prelado advirtió que “estas declaraciones no se ajustan a la fe de la Iglesia”.

El 29 de enero, en el programa “Chester in love”, conducido por el periodista Risto Mejide en el canal Cuatro, Lucía Caram aseguró que la Virgen María y San José tenían una relación de “pareja normal”, que implicaba “tener sexo y tener una relación normal de pareja”.

Para Caram, la Iglesia debería “haber presentado a María y a José de otra manera, y entender que es una relación madura de amor que se abre a la vida y que es capaz de gestar y secundar un proyecto de liberación, de salvación”.

Sobre la virginidad de María, la religiosa dominica dijo que “yo entiendo que cuesta de creer, que cuesta digerir y muchas veces cuando se intenta explicar acaba sacando una carcajada de la gente porque hace poco creíble el mensaje”.

Lucía Caram radica vive actualmente en el convento de Nuestra Señora de los Ángeles y Santa Clara, en Manresa, Barcelona (España), en la Diócesis de Vic.

El comunicado del Obispado de VIC dice lo siguiente:



Traducción al Español: 

Obispado de Vic

Ante las recientes declaraciones públicas de una religiosa, el obispo de Vic recuerda que forma parte de la fe de la Iglesia, desde sus inicios, que María fue siempre virgen y que esta verdad de fe fue recogida y proclamada de manera definitiva por el Concilio II de Constantinopla, siendo el primer dogma mariano y compartido por los cristianos católicos y ortodoxos.

Por tanto, recuerda que estas declaraciones no se ajustan a la fe de la Iglesia y lamenta la confusión que hayan podido crear en el pueblo fiel.

Vic, 31 de enero del 2017.

Con información de ACIPRENSA y Obispado de Vic

Video: Interpone Enrique Peña Nieto controversia constitucional por lineamientos del IFT


Conferencia de Prensa: Consejería Jurídica del Ejecutivo
y Vocería del Gobierno de la República

La legalidad, veracidad y la calidad de la información es estricta responsabilidad de la dependencia, entidad o empresa productiva del Estado que la proporcionó en virtud de sus atribuciones y/o facultades normativas.

México necesita renovarse: Rector de la UNAM



  • La Universidad puede ayudar a crear la conciencia social que nuestro país requiere en este momento, dijo el rector de la UNAM
  • • Participó en el 120 aniversario del natalicio de Ignacio Chávez, a quien reconoció como un gran mexicano, un universitario excepcional y creador de instituciones


México necesita renovarse, afirmó el rector de la UNAM Enrique Graue Wiechers, y dijo que en esta tarea colectiva de renovación las universidades juegan un papel fundamental.

Al citar a Ignacio Chávez (en el 120 aniversario de su natalicio), exrector de esta casa de estudios y fundador del Instituto Nacional de Cardiología, Graue expuso que la universidad puede crear conciencia a partir de la investigación que fecunde en una enseñanza renovada y permita a las instituciones no ser sólo repetidoras de doctrinas ajenas, sino creadoras de nuevas verdades.


En esta época de eficientismo, prosiguió, se requiere retomar las ideas de Chávez respecto a la misión de la universidad: ser un laboratorio de hombres capacitados para el trabajo técnico, pero también para el cultivo del espíritu, imbuidos del respeto a la verdad y a la justicia, y no una fábrica de profesionales y técnicos para generar la sociedad del consumo.

Acompañado del secretario de Salud federal, José Narro Robles, y del coordinador del Seminario de Estudios sobre la Globalidad y exrector de la UNAM, Juan Ramón de la Fuente, Graue Wiechers recordó que la leyenda de Chávez como universitario inició cuando tenía 23 años, edad en la que ya se había graduado de médico y daba clases en la Universidad de San Nicolás de Hidalgo, de la que meses después fue rector. 

“¿Cómo hizo Chávez para, a tan temprana edad, haber sido distinguido como rector? Ha habido designaciones tempranas en nuestra historia, ésta, en lo universitario, es excepcional”, expresó.

A los 36 años, continuó, fue electo para dirigir la Escuela Nacional de Medicina, antecedente de la Facultad de Medicina (FM). Hasta ahora sigue siendo el director más joven que ha tenido esta entidad universitaria.

La disciplina y el entusiasmo marcaron su gestión. En breve lapso logró que se inauguraran nuevos anfiteatros, auditorios, laboratorios equipados, la creación de la hemeroteca y la renovación de las instalaciones de la biblioteca y de su acervo. 

Las especialidades médicas cobraron importancia en el plan de estudios y tomaron nuevos bríos las materias quirúrgicas que habían quedado rezagadas. 

“Ése fue el gran signo de Chávez: la importancia de la clínica y el que los alumnos recibieran lecciones al lado del enfermo y participaran en la escoleta clínica y en las discusiones de los casos clínicos”, subrayó.

En 1936, prosiguió, Chávez asumió la dirección del Hospital General y la cardiología siguió siendo su pasión; tanto, que luchó por la creación de un instituto exclusivamente dedicado a ello, el cual vio la luz en 1944.

De allí salió para ocupar la rectoría de la UNAM en el periodo 1961-1965, durante el cual implementó reglas más rígidas para el ingreso de los estudiantes y la permanencia de los profesores.

La Escuela Nacional Preparatoria también le fue de gran importancia, al concebirla como la plataforma para despegar la reforma profesional: introdujo el plan de tres años en el bachillerato e incrementó a nueve el número de planteles, a los que se les dotó de modernas instalaciones, bibliotecas y laboratorios. 

“Durante los cinco años que duró su rectorado, sobresalió el espíritu de excelencia académica y compromiso humano y social que caracteriza a la Universidad, y por el cual el rector Chávez luchó denodadamente”, destacó.

Fue un gran mexicano, un creador de instituciones, un académico de gran solidez, un universitario excepcional y gran humanista.

En la ceremonia estuvieron también el director del Instituto Nacional de Cardiología, Marco Antonio Martínez Ríos; Ignacio Chávez de la Lama, nieto del exrector; y Yolanda Anaya Cruz, presidenta municipal del Ayuntamiento de Zirándaro, Guerrero, tierra natal de Chávez.

Comunicado: Lumen Dei desmiente las acusaciones contra el Arzobispo de Oviedo y el Obispo de Cuenca

Escudo de la Unión Lumen Dei
La asociación Lumen Dei, en una nota oficial emitida hoy por su abogado, Salvador Morillas, rechaza las acusaciones hechas por ex miembros de la Asociación, contra el arzobispo de Oviedo y el obispo de Cuenca sobre “presuntos delitos que ellos nunca han cometido”.

La noticia reportada por algunos medios de comunicación indica que “más de 200 ex religiosas, pertenecientes a la asociación privada Lumen Dei, han pedido al juez que investiga las supuestas irregularidades en la gestión económica de la organización que cite como investigado a su máximo dirigente y arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz, y al obispo de Cuenca, José María Yanguas”.

Por su parte, Lumen Dei indica que “los citados obispos han actuado siguiendo en todo momento las instrucciones del Papa y las indicaciones de la Santa Sede, para orientar y sanar los graves desórdenes que había en esta Asociación eclesial”.

Precisa además que “las denunciantes no pertenecen a la Asociación Lumen Dei en cuyo nombre dicen actuar, pues se dieron libremente de baja cuando la Iglesia comenzó a intervenir en los desórdenes mencionados. Nunca han sido monjas, como erróneamente titula la noticia, sino laicas con un compromiso privado e individual. No pueden reclamar nada del patrimonio de la Asociación al que renunciaron con su dimisión voluntaria”.

Aseguran además que “todos ellos tendrán -desde nuestra Asociación Lumen Dei, cuyo nombre indebidamente usurpan- su adecuada respuesta en los Tribunales de Justicia”.

Y precisan que “el patrimonio de Lumen Dei es de nuestra asociación, que, además aprueba plenamente los actos realizados por Mons. Sanz. Así lo ha decidido su Consejo, y en estas decisiones no tienen competencia alguna las ex miembros denunciantes”.

El abogado indica también que “el arzobispo de Oviedo es Comisario Pontificio de nuestra Asociación Lumen Dei en todas sus ramas, por nombramiento del Papa y de la Santa Sede, y ha actuado y seguirá actuando ayudando a esta Asociación eclesial en el camino sereno de crecimiento vocacional y de entrega a los más pobres según el espíritu del fundador P. Rodrigo Molina”.

Finalmente, el comunicado concluye asegurando que quienes intentan “ganar un juicio mediático”, no lograrán su objetivo “a medida que los tribunales vayan desestimando sus pretensiones”.

Con información de la Agencia ZENIT y la Página web de Lumen Dei

Arzobispo de La Plata en Argentina recuerda la prohibición de bendecir uniones de concubinato o adúlteras


El Arzobispo de La Plata, Mons. Héctor Aguer, recordó que “cuando no es posible celebrar, según el rito litúrgico, un matrimonio canónico, se debe evitar cuidadosamente todo signo que induzca a confusión, sea a los mismos presuntos contrayentes, a sus familiares, o al pueblo de Dios en general”.

En el protocolo 014/2017 dirigido “a los queridos sacerdotes de la arquidiócesis”, con fecha 28 de enero de 2017, memoria litúrgica de Santo Tomás de Aquino, presbítero y doctor de la Iglesia”, el prelado agregó que “están prohibidas, por tanto, bendiciones de anillos y aún la bendición de las parejas ya que ésta puede llevar a pensar que se bendice la unión concubinaria o adúltera.Uso estos nombres, que hoy resultan antipáticos, porque designan la verdad, aunque convenga evitarlos en el diálogo personal con los peticionantes.”

Este es el texto completo y oficial del documento:


Advertencia sobre bendiciones indebidas

28 de enero de 2017

Memoria litúrgica de Santo Tomás de Aquino,

presbítero y doctor de la Iglesia


A los queridos sacerdotes de la arquidiócesis:

Deseo recordarles algo que es bien sabido por ustedes, pero que es bueno no olvidar, sobre todo a causa de la presión cultural, que se hace más insistente cada día.

Cuando no es posible celebrar, según el rito litúrgico, un matrimonio canónico, se debe evitar cuidadosamente todo signo que induzca a confusión, sea a los mismos presuntos contrayentes, a sus familiares o al pueblo de Dios en general.

Están prohibidas, por tanto, bendiciones de anillos y aún la bendición de las parejas ya que ésta puede llevar a pensar que se bendice la unión concubinaria o adúltera. Uso estos nombres, que hoy resultan antipáticos, porque designan la verdad, aunque convenga evitarlos en el diálogo personal con los peticionantes. Con mayor razón están prohibidas las ceremonias en el templo, con las apariencias que suelen usarse en los casamientos verdaderos. Toda denegación debe hacerse con absoluto respeto, con la máxima serenidad y caridad, sin ofender a nadie, sino explicando lo que significa la celebración nupcial y el valor del sacramento del matrimonio y sus condiciones de recepción. En muchos casos se podrá quizá encaminar delicadamente a las personas a la conversión, y siempre invitarlas a implorar la misericordia de Dios que anticipe el momento de la gracia. Quizá no falten quienes están en condiciones de celebrar un matrimonio canónico.

No se trata de una ocurrencia mía, sino de una exigencia evangélica y de la disciplina de la Iglesia. Quienes incurran en la frivolidad que se va extendiendo en algunos lugares se harán pasibles de las sanciones que correspondan en cada caso. No se manosean ni se malvenden so pretexto de una pastoralidad mal entendida o por razones sentimentales las bellas y santas realidades de nuestra fe; es nuestro deber custodiarlas y ofrecerlas como dones del Señor que elevan y dignifican a la persona humana.

Les recuerdo, además, que en los casos de disparidad de culto y de mixta religión debe solicitarse la correspondiente dispensa en el primer caso y la licencia para el segundo. Sin estos requisitos, y las condiciones que la Iglesia impone para celebrarlos, esos matrimonios son respectivamente inválidos e ilícitos (cf. Cánones 1086, 1124 et alii)

Confío en la sensatez y en el espíritu de obediencia del presbiterio arquidiocesano.

Con mi saludo afectuoso y fraterno.

Prot. 014/2017

+ Héctor Aguer

Arzobispo de La Plata


Comunicado de Prensa Red Familia: Niegan Diputados Constituyentes Derecho a la Vida en la CDMX



Obispos de Estados Unidos se oponen al Muro de la Frontera entre Estados Unidos y México


Presidente Del Comité Sobre Migración Se Opone Firmemente Al Anuncio De La Administración De Construir Un Muro En La Frontera Estados Unidos-México, Y Aumentar Las Fuerzas De Detención Y Deportación

WASHINGTON—El presidente Donald J. Trump emitió el 25 de Enero órdenes ejecutivas para construir un muro en la frontera entre los Estados Unidos y México, aumentar significativamente la detención y deportación de inmigrantes, e ignorar, prevenir o anular las resoluciones de las autoridades estatales y locales sobre la mejor manera de proteger sus comunidades. 

La frontera entre los Estados Unidos y México, que abarca aproximadamente 3,200 kilómetros, tiene ya unos 1,100 kilómetros de vallas y barreras que fueron construidas durante la administración de George W. Bush. En respuesta a la decisión de construir un muro en la frontera entre los Estados Unidos y México, Mons. Joe Vásquez, presidente del Comité sobre Migración y obispo de la Diócesis de Austin, declaró: 

"Estoy desalentado al ver que el presidente ha priorizado la construcción de un muro en nuestra frontera con México. Esta acción pondrá la vida de los inmigrantes innecesariamente en peligro. La construcción de dicho muro sólo hará que los migrantes, especialmente mujeres y niños vulnerables, estén más indefensos ante traficantes y contrabandistas. Además, la construcción de tal muro desestabiliza a las muchas comunidades vibrantes y bellamente interconectadas que viven pacíficamente a lo largo de la frontera. En vez de construir muros, en este momento, mis hermanos obispos y yo continuaremos siguiendo el ejemplo del papa Francisco. Buscaremos 'construir puentes entre los pueblos, puentes que nos permitan derribar los muros de la exclusión y la explotación'". 

En relación con el anuncio del planeado incremento de las fuerzas encargadas de la detención y deportación de inmigrantes, Mons. Vásquez agregó: 

"El anunciado aumento del espacio de detención de inmigrantes y las actividades de control sobre la inmigración es alarmante. Desintegrará familias y generará temor y pánico en las comunidades. Si bien respetamos el derecho de nuestro gobierno federal a vigilar nuestras fronteras y garantizar la seguridad de todos los estadounidenses, no creemos que una escalada tan grande de detención de inmigrantes y la intensificación de los controles en las comunidades de inmigrantes sea la manera de alcanzar esos objetivos. Por el contrario, seguimos firmes en nuestro compromiso con una reforma integral, compasiva y basada en el sentido común. Tememos que las políticas anunciadas hoy hagan mucho más difícil que los vulnerables tengan acceso a la protección en nuestro país. Todos los días en nuestros ministerios mis hermanos obispos y yo somos testigos de los nocivos efectos de la detención de inmigrantes. Experimentamos el dolor de las familias separadas que luchan por mantener una apariencia de vida familiar normal. Vemos a niños traumatizados en nuestras escuelas y en nuestras iglesias. Las políticas anunciadas hoy sólo trastocarán aún más la vida de las familias inmigrantes". 

Dando un paso adelante después del anuncio, Mons. Vásquez señaló: 

"Seguiremos apoyando y solidarizándonos con las familias inmigrantes. Recordamos a nuestras comunidades y a nuestra nación que estas familias tienen un valor intrínseco como hijos de Dios. Y a todos los afectados por la decisión de hoy, estamos aquí para caminar con ustedes y acompañarlos en este viaje".

El Presidente de México y el Primer Ministro de Canadá acuerdan estrechar comunicación

Acordaron mantenerse en estrecha comunicación e intensificar el trabajo de sus equipos, para avanzar de manera más acelerada en la integración de una América del Norte más fuerte y próspera.

El Presidente de México, Enrique Peña Nieto, y el Primer Ministro de Canadá, Justin Trudeau, sostuvieron este lunes una conversación telefónica, en la cual el Primer Mandatario reiteró la voluntad del Gobierno de México para continuar reforzando los fuertes lazos de amistad, de cooperación y económicos que acercan a los dos pueblos.

Ambos Mandatarios acordaron mantenerse en estrecha comunicación e intensificar el trabajo de sus equipos, para avanzar de manera más acelerada en la integración de una América del Norte más fuerte y próspera.

Finalmente, el Presidente de México ofreció al Primer Ministro de Canadá las condolencias y solidaridad del pueblo y del Gobierno de México por el atentado ocurrido el día de ayer en Quebec, al tiempo que condenó este tipo de ataques y cualquier acto de violencia contra la tolerancia religiosa.

Statement of Cardinal Blase J. Cupich, Archbishop of Chicago, on the Executive Order on Refugees and Migrants

January 29, 2017

This weekend proved to be a dark moment in U.S. history. The executive order to turn away refugees and to close our nation to those, particularly Muslims, fleeing violence, oppression and persecution is contrary to both Catholic and American values. Have we not repeated the disastrous decisions of those in the past who turned away other people fleeing violence, leaving certain ethnicities and religions marginalized and excluded? We Catholics know that history well, for, like others, we have been on the other side of such decisions.

These actions impose a sweeping and immediate halt on migrants and refugees from several countries, people who are suffering, fleeing for their lives. Their design and implementation have been rushed, chaotic, cruel and oblivious to the realities that will produce enduring security for the United States. They have left people holding valid visas and other proper documents detained in our airports, sent back to the places some were fleeing or not allowed to board planes headed here. Only at the eleventh hour did a federal judge intervene to suspend this unjust action.

We are told this is not the “Muslim ban” that had been proposed during the presidential campaign, but these actions focus on Muslim-majority countries. They make an exception for Christians and non-Muslim minorities, but not for Muslims refugees fleeing for their lives. Ironically, this ban does not include the home country of 15 of the 19 September 11 hijackers. Yet, people from Iraq, even those who assisted our military in a destructive war, are excluded.

The United States has a long history of welcoming refugees who are fleeing for their lives and Catholic organizations have helped to resettle many families, men, women, and children, from around the globe. Many of our priests, religious and laypeople have accompanied newcomers precisely to assist them in this process. Because of our history of aiding in refugee and migrant settlement for decades, we know the very lengthy and thorough vetting process they must face before they are admitted to our country. We have seen initial fear turn into a generous willingness of local communities to accept and integrate refugees. Here in Chicago generations of migrants have found a new home. We are better for it.

The world is watching as we abandon our commitments to American values. These actions give aid and comfort to those who would destroy our way of life. They lower our estimation in the eyes of the many peoples who want to know America as a defender of human rights and religious liberty, not a nation that targets religious populations and then shuts its doors on them.

It is time to put aside fear and join together to recover who we are and what we represent to a world badly in need of hope and solidarity. “If we want security, let us give security; if we want life, let us give life; if we want opportunities, let us provide opportunities.” Pope Francis issued these challenging words to Congress in 2015, and followed with a warning that should haunt us as we come to terms with the events of the weekend: “The yardstick we use for others will be the yardstick which time will use for us.”

Declaración del Cardenal Blase J. Cupich, Arzobispo de Chicago, con relación a la Orden Ejecutiva sobre Refugiados e Inmigrantes


29 de enero de 2017 

Este fin de semana resultó ser un momento oscuro en la historia de los Estados Unidos. La orden ejecutiva de rechazar a los refugiados y de cerrar las puertas de nuestra nación a aquellos que, particularmente a los musulmanes, huyen de la violencia, la opresión y la persecución es contraria tanto a los valores católicos como a los estadounidenses. ¿Acaso no estamos repitiendo con esto las desastrosas decisiones de aquellos que en el pasado rechazaron a otras personas que huían de la violencia, dejando marginadas y excluidas a ciertas etnias y religiones? Nosotros, los católicos, conocemos bien esa historia, porque, al igual que otros, hemos estado al otro lado de esas decisiones. 

Estas acciones imponen un alto radical e inmediato a la aceptación de inmigrantes y refugiados de varios países, de personas que están sufriendo, huyendo para salvar sus vidas. Su diseño e implementación se ha hecho de manera apresurada, caótica, cruel y ajena a las realidades que producirían una seguridad duradera para los Estados Unidos. Han dejado a personas que poseen visas válidas y otros documentos apropiados, detenidas en nuestros aeropuertos, enviadas de vuelta a los lugares de los que algunos de ellos huían, o impidiéndoles abordar aviones con destino a este país. Sólo a última hora intervino un juez federal para suspender esta injusta acción. 

Se nos dice que esta no es la “prohibición de los musulmanes” que se había propuesto durante la campaña presidencial, sino que estas acciones se centran en países de mayoría musulmana. Hacen una excepción para cristianos y minorías no musulmanas, pero no para refugiados musulmanes que huyen para salvar sus vidas. Irónicamente, esta prohibición no incluye el país de origen de 15 de los 19 secuestradores del 11 de septiembre. Además, los ciudadanos de Irak, incluso aquellos que ayudaron a nuestros militares en una guerra destructiva, han sido rechazados. 

Estados Unidos tiene una larga historia de acoger a refugiados que huyen para salvar su vida; varias organizaciones católicas han ayudado a reubicar a muchas familias, hombres, mujeres y niños de todo el mundo. Muchos de nuestros sacerdotes, religiosos y laicos han acompañado a los recién llegados precisamente para ayudarles en este proceso. Debido a la experiencia de décadas que tenemos de ayudar a refugiados y migrantes a establecerse, sabemos que el proceso de investigación que deben enfrentar antes de ser admitidos en nuestro país es muy largo y exhaustivo. Hemos visto como el temor inicial de las comunidades locales se convierte en una generosa disposición a aceptar e integrar a los refugiados. Aquí en Chicago, generaciones de inmigrantes han encontrado un nuevo hogar. Somos mejores gracias a ello. 

El mundo está observando cómo abandonamos nuestro compromiso con los valores estadounidenses. Estas acciones dan ayuda y consuelo a aquellos que desearían ver destruido nuestro modo de vida y disminuyen el aprecio que nos tienen muchos pueblos que quieren concebir a Estados Unidos como un defensor de los derechos humanos y de la libertad religiosa, no como una nación que apunta a las poblaciones religiosas y luego les cierra sus puertas. 

Es hora de dejar de lado el miedo y de unirnos para recuperar lo que somos y lo que representamos para un mundo que necesita urgentemente esperanza y solidaridad. “Si queremos seguridad, demos seguridad; si queremos vida, demos vida; si queremos oportunidades, brindemos oportunidades”. El Papa Francisco emitió estas desafiantes palabras frente al Congreso de los Estados Unidos en 2015, y continuó con una advertencia que debería perseguirnos ahora que saldemos cuentas con los acontecimientos del fin de semana: “El parámetro que usemos para los demás será el parámetro que el tiempo usará con nosotros”.

Correo enviado por el CEO de UBER Travis Kalanick a sus empleados


January 29, 2017

Asunto: Defendiendo lo que es correcto.

Equipo,

Ayer el presidente Trump firmó una injusta orden ejecutiva suspendiendo la entrada a ciudadanos de siete países—Irán, Irak, Libia, Somalia, Sudán, Siria, y Yemen—a los Estados Unidos de América durante los siguientes 90 días, por lo menos.

Nuestro equipo de Recursos Humanos ya se ha acercado a una docena de empleados que sabemos han sido afectados por esta medida: por ejemplo, aquellos que viven y trabajan en los Estados Unidos de América y son residentes legales pero al no ser ciudadanos naturalizados, no podrán regresar al país ni ahora ni dentro de los próximos 90 días si se encuentran de viaje en el extranjero. Cualquier persona que crea que esta orden ejecutiva podría impactarlos debe contactar a nuestro equipo de inmigración inmediatamente.

Esta orden tiene implicaciones más amplias, ya que también afecta a miles de socios-conductores que utilizan Uber y que provienen de los países enlistados, ya que muchos de ellos toman largos descansos para regresar a casa y visitar a su familia. Estos socios-conductores que actualmente se encuentran fuera de los Estados Unidos de América no podrán regresar al país dentro de los siguientes 90 días. Lo que significa que no podrán generar recursos y apoyar económicamente a sus familias, además de estar separados de sus seres queridos durante ese tiempo.

Estamos trabajando para identificar a estos socios-conductores y compensarlos pro bono durante los siguientes tres meses para ayudar a mitigar un poco el estrés financiero y las dificultades que esto genera para soportar a sus familias económicamente. Tendremos más detalles al respecto en los siguientes días.

Aunque cada gobierno tiene sus propios controles migratorios, darle la oportunidad a personas de todo el mundo de venir a los Estados Unidos de América y hacer de este país su hogar, ha sido la política del país desde su fundación. Eso significa que esta injusta prohibición impactará a mucha gente inocente—un problema que tocaré este mismo viernes cuando vaya a Washington a la primera reunión del consejo empresarial del presidente Trump.

Desde que se fundó Uber, hemos trabajado con gobiernos y políticos de diversas corrientes, a través de cientos de ciudades y decenas de países. Aunque compartimos terreno común con muchos de ellos, también hemos tenido áreas de desacuerdo con cada uno de ellos. En algunos casos hemos tenido que mantenernos firmes y luchar por el progreso, y otras veces hemos sido capaces de llevar a cabo cambios desde dentro, a través de la persuasión y argumentos.

Pero independientemente de la ciudad o el país—desde los Estados Unidos de América y México hasta China y Malasia—hemos tomado la postura de que para servir mejor a las ciudades es necesario darle una voz a los ciudadanos, un lugar en la mesa. Colaboramos conjuntamente alrededor del mundo de manera optimista con la creencia de que alzando la voz e involucrándonos podemos hacer la diferencia. Nuestra experiencia nos indica que no hacerlo traiciona a las ciudades y a las personas que viven en ellas. Esta es la razón por la cual acepté, a principios de diciembre, unirme al consejo de asesoría económica del presidente Trump, junto con Elon Musk (CEO de Tesla), Mary Barra (Presidenta/CEO de General Motors), Indra Nooyi (Presidenta/CEO de Pepsi), Ginni Rometty (Presidenta/CEO de IBM), Bob Iger (Presidente/CEO de Disney), Jack Welch (ex Presidente de General Electric) y una docena de otros líderes de negocios.

Entiendo que muchas personas, dentro y fuera de la empresa, pueden no estar de acuerdo con esa decisión, y eso está bien. La magia de vivir en los Estados Unidos de América es que la gente tiene la libertad de estar en desacuerdo. Pero cualquiera que sea su postura, por favor sepan que siempre he creído en la confrontación basada en principios y en el cambio justo; y nunca he evitado (tal vez para mi detrimento) luchar por lo que es correcto.

Gracias.

Travis Kalanick
CEO de Uber

Fuente: Página Oficial de Uber

Comunicado UBER: Defendemos a los socios de Uber ante el injusto decreto migratorio



En Uber estamos comprometidos con servir a las ciudades y luchar por lo que es correcto. Mantenemos la creencia de que tener un asiento en la mesa donde se toman las decisiones y alzar la voz es la manera adecuada para lograr una diferencia en beneficio de los ciudadanos. Por ello, continuaremos participando activamente para defender cualquier injusticia.

Ante el injusto decreto que firmó el presidente Donald Trump para prohibir la entrada a Estados Unidos de América a los viajeros de siete países, tomamos medidas para apoyar a los socios-conductores afectados. El día de hoy nuestro CEO, Travis Kalanick, les envió el siguiente correo:

Defendiendo a la comunidad de socios-conductores:

Este es el correo que le estoy enviando a los socios-conductores afectados por el injusto decreto migratorio del Presidente Trump:

En Uber creemos en siempre luchar por lo que es correcto. Hoy necesitamos su ayuda para apoyar a los socios-conductores que puedan ser afectados por el injusto decreto migratorio del Presidente.

Socios-conductores ciudadanos de Irán, Iraq, Libia, Somalia, Sudán, Siria y Yemen que viven en los Estados Unidos de América pero se encuentran fuera del país, no podrán regresar en los siguientes 90 días. Esto significa que no podrán ganar dinero ni sustentar a sus familias durante este periodo.

Es importante que como comunidad, hagamos todo lo que está a nuestro alcance para ayudar a estos socios-conductores. Esto es lo que Uber va a hacer:
  • Proveer asesoría legal 24/7 a los socios-conductores que estén intentando regresar a los Estados Unidos de América. Nuestros abogados y expertos en inmigración estarán disponibles para ayudar las 24 horas del día, los 7 días de la semana. 
  • Compensar a los socios-conductores por las ganancias perdidas. Esto los ayudará a mantener a sus familias y poner comida en la mesa mientras esté prohibido su reingreso a los Estados Unidos de América. 
  • Exigir al gobierno restituir inmediatamente el derecho de los residentes de los Estados Unidos de América a viajar, sin importar su país de origen.
  • Crear un fondo de defensa legal de $3 millones de dólares para ayudar a los socios-conductores con servicios de inmigración y traducción. 
  • Si eres un socio-conductor, un familiar o amigo de alguien que haya resultado afectado, por favor contáctanos aquí: https://goo.gl/forms/AIJTivooFxuExX1p1

Uber es una comunidad. Estamos aquí para apoyarnos los unos a los otros. Por favor, súmate a los esfuerzos de Uber por apoyar a los socios-conductores que puedan resultar afectados por este decreto migratorio injusto e incorrecto.

-Travis

Fuente: Página oficial de Uber

lunes, 30 de enero de 2017

Mensaje del Presidente de la República Enrique Peña Nieto

México tiene un lugar de primera importancia en todo el mundo y tenemos acuerdos comerciales con más de 40 países, lo que habla de nuestra apertura económica y del potencial de intercambios que podemos aprovechar con América Latina, Europa y Asia.


Mexicanos:

En mi mensaje con motivo del Año Nuevo, mencioné que 2017 traería grandes desafíos; uno de los cuales, es construir una relación positiva con el gobierno entrante de los Estados Unidos.

Esa relación debe tener como fundamentos: la soberanía nacional, el respeto a nuestra dignidad e independencia, así como los sentimientos de amistad y cooperación entre dos pueblos que son vecinos, amigos y aliados comerciales.

Ésta es la posición que México ha adoptado y en la que habremos de ser firmes.

El viernes pasado hablé por teléfono durante una hora, con el Presidente de los Estados Unidos, para subrayar la importancia que los mexicanos damos a esos fundamentos, que son irrenunciables.

Si bien no hemos alcanzado acuerdos en ninguna materia, esta conversación abrió espacios para que el gobierno de México y el gobierno de los Estados Unidos continúen dialogando.

El Presidente norteamericano y yo, hemos definido que nuestros representantes sigan haciendo su trabajo y continúen los acercamientos.

Informaré a los mexicanos de los avances y las implicaciones de cada etapa en estas negociaciones.

Reconozco que vendrán momentos complejos y tiempos de trabajo arduo.

Mi responsabilidad, es proteger el patrimonio de las familias mexicanas, asegurar las oportunidades que merecen nuestros niños y jóvenes, procurar el crecimiento de la economía nacional y, por supuesto, defender a los connacionales que viven o se encuentran en Estados Unidos.

Justamente, para reforzar la protección de su libertad, sus derechos y su dignidad, he dado indicaciones para que se canalicen más de mil millones de pesos adicionales, a nuestra Red de Consulados en la Unión Americana.

Tenemos grandes retos, pero estamos preparados para afrontarlos.

México tiene un lugar de primera importancia en todo el mundo y tenemos acuerdos comerciales con más de 40 países, lo que habla de nuestra apertura económica y del potencial de intercambios que podemos aprovechar con América Latina, Europa y Asia.

De hecho, gracias a la productividad de los trabajadores mexicanos y a la competitividad de las empresas establecidas aquí, nuestro país es una de las 15 mayores economías del mundo.

Valoro y agradezco que, en los días recientes, muchísimas voces se han levantado aquí, en Estados Unidos, y en el mundo, para expresar su aprecio y solidaridad con México.

Como Presidente y como mexicano, me emociona el apoyo que nuestro país ha recibido. Es un reconocimiento para todos los mexicanos.

Es resultado de que, a lo largo de muchos años, México se ha distinguido por ser un país que defiende la paz, respeta a todas las naciones, y promueve la convivencia y la cooperación.

Además, recordemos que los mexicanos somos reconocidos en el mundo, por los valores que tenemos como familia y como sociedad; por el orgullo que sentimos por nuestra historia y cultura excepcionales; por nuestra vocación de trabajo y dedicación.

Por sobre todas las cosas, debemos tener presente que México cuenta con un gran activo: la unidad nacional.

La unidad nacional ha sido la gran fuerza de México a lo largo de su historia.

La unidad nacional debe ser la piedra angular de nuestra estrategia y de nuestras acciones, hacia dentro del país y hacia el exterior.

La unidad nacional nos debe dar aliento para trabajar con más energía, para que los jóvenes se preparen mejor, para que las jefas de familia sean tratadas con respeto, para que el trabajador y el empresario cumplan con su tarea, para que el funcionario público sirva a los ciudadanos con honestidad y eficacia. En suma, para que todos demos lo mejor que tenemos por México.

Hoy como nunca, yo me siento orgulloso de ser mexicano y me siento más orgulloso de ser el Presidente de un gran pueblo: el pueblo de México.

Enrique Peña Nieto

Golpean al Obispo Auxiliar de Newark en plena misa

Mons. Manuel Cruz, obispo auxiliar de Newark, acababa de rezar el Kyrie (Señor ten piedad) cuando fue sorprendido por un hombre que se acercó hacia él para golpearle en el rostro.

El atacante fue rápidamente reducido por la seguridad mientras el obispo caía ante el asombro de los fieles asistentes a la Misa.

El incidente ocurrió este 28 de enero en la Basílica Catedral del Sagrado Corazón durante una Misa oficiada por el alma del jugador de baseball Roberto Clemente.

“Estamos agradecidos de que los agentes de la ley pudieran aprehender al agresor“, dijo un vocero arquidiocesano. “Esto es algo que no esperábamos que ocurriera en ninguna de nuestras iglesias”.

El obispo fue llevado al hospital y, a Dios gracias, sus lesiones no eran de consideración. El atacante de 48 años ya ha sido arrestado, aunque la policía no ha dado detalles de lo que motivó a que este hombre actuara así.

domingo, 29 de enero de 2017

Mensaje del Cardenal Norberto Rivera Carrera a todos los Católicos y a todos los ciudadanos de buena voluntad de esta Arquidiócesis de México

Reproducimos el texto completo del mensaje que, dentro de la misa dominical, en la Catedral Metropolitana de México, ha dado el Cardenal Norberto Rivera Carrera.

Mensaje a todos los Católicos y a todos los ciudadanos de buena voluntad de esta Arquidiócesis de México.

Queridos hermanos y hermanas:

No se dejen vencer por el desánimo. Constantemente Jesús nos dice en el Evangelio: “No tengan miedo”. Para el creyente, el valor se fundamenta en el amor misericordioso de Dios que nunca abandona a sus hijos; y por otra parte, el valor debe surgir de nosotros mismos, de la conciencia clara de saber quiénes somos, cuáles son nuestros principios, valores, fortalezas, y también, ¿por qué no?, nuestras debilidades y carencias.

Ante las amenazas que se ciernen sobre nuestros hermanos inmigrantes en los Estados Unidos, sobre nuestra economía, y sobre el futuro de muchas empresas y fuentes de trabajo, me ha dado una gran alegría constatar la espontanea unidad de todos los mexicanos debemos entender que la fuerza de los mexicanos está en la unidad nacional, en el respaldo a nuestro gobierno que, con toda razón, ha dejado en claro que la dignidad y soberanía nacional no son negociables. México es un país grande, con una cultura memorable, con una historia rica en contrastes, con una fe inquebrantable y con una clara identidad nacional de la que nos sentimos orgullosos.

Pese a la provocación y las agresiones del presidente estadounidense, México –como tantas veces lo ha reiterado el Papa Francisco–, debe creer en el diálogo, debe optar por los puentes y no por el muro de la vergüenza, ese muro de la ignominia que no defenderá a los Estados Unidos, sino que lo aislará no sólo de México y Latinoamérica, sino también del mundo. No son los ciudadanos norteamericanos quienes están en contra de México, sino algunos de sus gobernantes; la Iglesia Católica de los Estados Unidos es un claro ejemplo de solidaridad y hermandad con los mexicanos. Por eso, hoy apelamos a nuestros hermanos norteamericanos de buena voluntad para que apoyen a México, porque apoyar a este país, que ha sido un vecino amistoso y leal, contribuye al bienestar y prosperidad de los mismos Estados Unidos de América.

América no son los Estados Unidos, sino el Continente entero; México, como Argentina, Perú o Canadá, también son América, y hoy por hoy estamos por una integración económica y cultural mundial, en la que abanderar de nueva cuenta viejos nacionalismos y proteccionismos es una insensatez, es una quimera que, agotada su ilusión, sólo dará frutos amargos de odio, aislamiento y pobreza.

No caigamos en la provocación ni en la tentación de responder con ofensas a las agresiones; actuemos como cristianos, siguiendo el consejo de Jesús: “No devuelvan mal con mal, oren por sus enemigos”. La fuerza que tenemos los creyentes es la oración. He visto con gusto cómo se han organizado campañas de oración por México; unámonos a ellas. Imploremos la protección de la Santísima Virgen María de Guadalupe, Patrona de América, a fin de invocarla como “Consuelo de los afligidos”; para pedir por nuestra patria, por nuestros hermanos inmigrantes, y por la paz y la concordia de nuestro país.

Unidos siempre seremos fuertes. Con nuestra fe en Cristo nuestro Señor y en Santa María de Guadalupe seremos prosperos; no tengamos miedo, hoy más que nunca debemos estar unidos y ser solidarios. Esta es la hora de México, de voltear a nosotros mismos y descubrir nuestras propias capacidades y oportunidades, no olvidemos la sabiduría popular que reza: “No hay mal que por bien no venga”. Tengamos confianza, no perdamos la fe y trabajemos sin descanso por hacer de nuestro amado México una patria digna, fraterna, en la que hagamos realidad el reino de Cristo, un reino de amor, de justicia y de paz.

¡“Es por México!”

Texto Peticiones por la Unidad Nacional en la Catedral de México este domingo



Reproducimos el texto completo de la Oración Universal que encabezó el Cardenal Norberto Rivera Carrera en la misa dominical en la Catedral Metropolitana de México.



ORACIÓN UNIVERSAL


El Sr. Cardenal dice:

Hoy Cristo ensalza a los humildes, a los pobres, a los perseguidos. Hoy nos miramos en el espejo y nos damos cuenta todo lo que nos falta, o nos sobra, para ser los preferidos de Cristo:



1.Por el Papa Francisco, los obispos y todos los dedican su vida a proclamar las bienaventuranzas de Cristo para no desfallezcan en la tarea por Cristo encomendada.

2.Por nuestro país y por quienes vivimos en él, así como por todos los mexicanos que viven en otros paises, para que olvidando las diferencias ideológicas, políticas y religiosas, cultivemos la unidad nacional y hagamos frente a los retos que se nos presentan a nivel internacional.

3.Por el Señor Presidente Licenciado Enrique Peña Nieto, para que el Señor le ilumine en todas las desiciones que deba tomar en beneficio de nuestra nación.

4.Por los empresarios y los ricos, por los que se dedican a los negocios internacionales, para que pongan énfasis en la economía nacional y puedan crear empleos y salarios justos para todos los mexicanos.

5.Por los migrantes y por quienes han tenido que dejar sus hogares en búsqueda de un mejor futuro, para que sea la búsqueda de la paz y la justicia, el principal objetivo de todas sus acciones.

6.Por los que tienen hambre y sed de justicia en nuestro país, por los que han venido a nuestra nación en búsqueda de refugio y trabajo, para que encuentren en nosotros la respuesta a su súplica y vean cubiertas sus necesidades.

El Sr. Cardenal concluye diciendo:

Señor Dios, que ordenas todas las cosas conforme a tu admirable designio, recibe con bondad las oraciones que te dirigimos por nuestra patria, a fin de que, por la sabiduría de sus gobernantes y la honestidad de los ciudadanos, se consoliden la concordia y la justicia y así sea posible construir, con paz, un progreso perdurable. Te lo pedimos por Jesucristo nuestro Señor.

La asamblea responde:
Amén.